Cinco semanas en España y el día que lloré en Barajas

Casi una década después de aquella beca de cinco semanas en el Instituto de Estudios Fiscales de España, todavía albergo sentimientos encontrados en relación con la que hasta hoy ha sido mi estancia más prolongada fuera de Cuba. No obstante la irrepetible intensidad de no pocas de las experiencias acumuladas esa mágica vez y el alborozo excepcional que me produjeron ciertos acontecimientos, nunca podré olvidar que la enriquecedora travesía terminó con uno de los momentos de mayor desesperación en toda mi vida.

En el Castillo Palacio de Peñíscola (Provincia de Castellón), también llamado Castillo del Papa Luna, el 12 de noviembre del 2000, día de mi cumpleaños 30.

Fue el tercer y último viaje que realicé en mi condición de directivo de la joven administración fiscal en la Isla, para participar en la 20 edición del Curso de Instituciones y Técnicas Tributarias que patrocinaba la Agencia Española de Cooperación Internacional como parte de un programa de formación de funcionarios iberoamericanos. Hacía solo seis meses del nacimiento de mi hijo Javierdetalle que a la postre será muy relevante en esta historia— y aconteció justo para la fecha en que yo cumpliría mis 30 años de edad.

Participábamos uno, o a lo máximo dos representantes, de casi todos los países latinoamericanos, y la mayor preocupación previa que yo tenía versaba sobre mis propias competencias profesionales para asimilar los conocimientos y representar a Cuba en un grupo donde era previsible que abundaran los economistas, juristas y otros especialistas en cuestiones fiscales, presuntamente más calificados que un intruso periodista con apenas dos años en lo que dentro de ese ámbito suelen denominar “carrera administrativa”.

Por fortuna y a riesgo de parecer inmodesto, debo decir que esa temida brecha en cuanto a capacidad intelectual no resultó un problema, aunque sí lo fue en alguna medida esa diferencia entre las condiciones y posibilidades económicas que disfruta un funcionario de segundo o tercer nivel en cualquier administración tributaria de un país capitalista de nuestro continente, y las restricciones que me imponía —a pesar de mi rimbombante mayor rango oficial de “director nacional”— el exiguo presupuesto con que viajamos todos los cubanos cuando cumplimos misiones de trabajo en el exterior.

De manera que si mis colegas decidían rentar un auto entre varios de ellos para ir de excursión fuera de Madrid el fin de semana o durante alguno de los dos o tres días feriados que hubo durante ese periodo del 30 de octubre al 30 de noviembre del 2000 —es asombroso cuántos festejos celebran los españoles—, pues yo tenía que inventar un pretexto plausible para no confesar la humildad de mis viáticos.

Forzosamente debía eludir tales invitaciones —no solo por orgullo, sino también porque no sabía cómo explicarlo de manera convincente—, y para ello empleaba la evasiva de un real o pretendido encuentro con algún amigo cubano residente en Madrid, o cualquier programa cultural alterno, como mis visitas privadas a los museos del Prado y al Reina Sofía — ¡inolvidables las pinturas negras de Goya y el Guernica, de Picasso!—, en las mañanas del domingo en que la entrada era gratuita.

En El Retiro de Madrid, una fría tarde de noviembre (ese mes conocí también las temperaturas más bajas que he experimentado hasta hoy, cercanas a los 2 ó 3 grados Celsius durante algunas noches)

Los dos amigos más cercanos durante ese mes fueron el chileno Patricio —mi compañero de habitación en el pequeño apartotel de la céntrica Gran Vía donde nos hospedaron— y Jefferson, uno de los dos brasileños del curso. Hicimos un trío muy afín por nuestra juventud y simpatías recíprocas, lo cual incluía la comprensión de ciertos sobreentendidos que solucionábamos con discreción, sutileza y elegancia.

Por ejemplo, ellos dos no sabían cocinar, y yo no tenía mucho para gastar. Así que acordamos que una noche me tocaba a mí confeccionar la cena, y las dos siguientes cada uno de ellos invitaba a algún modesto restaurante. Si tomamos en cuenta que mis habilidades culinarias son también bastante restringidas, debo reconocer que ambos fueron muy tolerantes, amables y hasta elogiosos con mis reiterativos espaguetis “a lo cubano”, que ocasionalmente yo les alternaba con pollo o carne fritos, arroz blanco y ensalada.

Me hice experto además en localizar lo más barato en los para mí apabullantes e interminables pisos de alimentos de un cercano Corte inglés, donde yo rastreaba como un sabueso anaquel por anaquel, y luego de comparar precio a precio todas las variantes y marcas de similares productos, me hacía de las pastas, el queso, las salsas de tomate, los cárnicos, el arroz, la leche, los vegetales, las aceitunas y el vino más económicos que fuera posible conseguir.

Como tuve mucho más tiempo y libertad de maniobra que en las restantes visitas a El Salvador y Panamá, Canadá y Francia, las andanzas por Madrid fueron de mayor amplitud y profundidad, con tantas aventuras y travesuras que sería muy extenso de contar. Allí descubrí la invención más grandiosa de la inteligencia humana después de la rueda: el Metro; y además pude satisfacer mejor mis manías de caminante solitario, al irme de marcha por la Gran Vía, El Retiro o el polémico barrio gay de Chueca —por donde anduve muy discretamente y con cierto complejo de culpas, creo que un par de veces ¿o fueron más?—.

También fui invitado de copas o huésped en las casas de algunos colegas de la Facultad de Periodismo de la Universidad de La Habana o de la Escuela Vocacional Lenin, técnicamente “desertores” que fueron a otras becas o viajes de donde nunca regresaron, como parte o no de complicadas e injuzgables historias de amor. En particular, no olvidaré las atenciones de un matrimonio muy cercano para mí y del primo de otra gran amistad mía, quienes me llevaron de paseo por ciudades como Castellón de la Plana, Peñíscola, Valencia y Sevilla.

Conversé, en definitiva, con bastantes cubanos emigrados. Los vi felices o tristes; en trabajos estables o precarios; algunos con “papeles” de residencia y otros en la pelea por legalizar su situación migratoria; la mayoría con las necesidades básicas resueltas y con lo que no pocos en Cuba considerarían como la abundancia, al alcance de la mano; todos con añoranzas y dolorosas bifurcaciones de senderos familiares y sentimientos personales. Muchos de ellos fueron, son y serán siempre amigos muy queridos.

A mi espalda, la Torre del Oro de Sevilla, desde un puente sobre el río Guadalquivir.

Pero lo peor estaba por llegar. Y esta vez no sería por la desconfianza de nadie, ni por el miedo de alguien ante mi probable deserción o por cualquier otro malentendido con los anfitriones o los compatriotas, como en las ocasiones que les narré anteriormente.

Ocurrió justamente el día en que debía retornar a Cuba, en el Aeropuerto de Barajas. Junto conmigo tenían que regresar también dos funcionarios de otras dependencias públicas de la Isla que coincidieron en becas similares, pero en otros cursos diferentes al mío. Nos habíamos conocido en el Aeropuerto Internacional José Martí, antes de salir de La Habana, y si mal no recuerdo, hicimos juntos un primer paseo por Madrid que, al menos para mí, resultó desastroso —nuestros intereses eran tan diametralmente opuestos, que cuando uno quería ver algo, el otro pedía continuar y el tercero proponía cambiar el rumbo—. De modo que hice lo posible y lo imposible por perderlos de vista y no tener que coincidir más con ellos casi hasta el día de la vuelta, bajo la filosofía que si iba a estar un mes en España, era para conocer gente nueva y reencontrar viejas amistades, no para andar con otros aburridos y encandilados burócratas.

Pues resultó que cuando fuimos a despachar nuestros equipajes y chequear los papeles, sucedió lo impensable. La señorita de la compañía de Air Europa comenzó a repasar una y otra vez mi ya mencionado pasaporte oficial rojo, y a poner cara de vacilación. “Lo siento, pero usted no puede viajar, este documento está vencido”. “¿Cómo es posible eso? —le respondí casi sin preocuparme al inicio— Revise bien, con ese pasaporte yo salí de Cuba dos veces el año pasado”. “Pero es que no lo renovaron, mire —insistía aquella autómata— usted ve, aquí está el cuño viejo, pero debía tener otro…” “Mire, yo soy funcionario de la administración tributaria cubana, vine a un curso, por una beca —yo comenzaba a estar inquieto— ¿cómo usted me va a decir que no puedo regresar?”. “El problema es que si yo le dejo viajar con este pasaporte vencido y al llegar a La Habana a usted no lo dejen ingresar al país, entonces mi aerolínea tendría que pagar una multa elevadísima y traerlo de vuelta acá”, insistía la mujer. “¡Pero como no me van a dejar entrar —ya estaba francamente alarmado— soy representante del gobierno de Cuba, vengo en misión oficial, usted no entiende!”

Para hacerles el cuento corto, les diré que los otros dos cubanos tuvieron que dejarme allí y traspasar el control aduanal. Les pedí que si no lograba irme, buscaran en el aeropuerto a mi esposa en aquel momento, y le explicaran lo sucedido. Insistí e insistí con la hierática representante de Air Europa, quien buscó a un supervisor más inseguro que ella. Consultaron entre sí y me ratificaron su decisión de que no me podían dejar abordar el avión; hablé incluso con las autoridades españolas de Inmigración, quienes no ponían ninguna objeción a mi salida, pero alegaron que no podían hacer nada ante tal disposición de la compañía.

Yo llevaba en mis brazos un muñeco de la rana René —el célebre personaje del Show de los Muppets— que había comprado para mi niño unos días antes en un bazar callejero. Sabía que él estaría con su madre en la puerta de salida de la terminal aérea, esperándome, pero aquella plástica majadera intransigente de la malhadada aerolínea insistía en su implacable veredicto de que NO PODÍA VOLAR.

Comencé a llorar, no pude evitarlo. Las lágrimas me saltaban solas, de la impotencia, frente aquel mostrador de Barajas. Aún hoy, luego de  casi diez años, siento la angustia de ese instante, sin poder precisar cuántas cosas pasaron por mi mente ofuscada en aquel trance amargo —el mal rato que pasaría mi familia cuando no me vieran llegar, las ganas que tenía de abrazar a mi hijo y darle su sencillo regalo, o no sé, tal vez hasta temí también por las posibles tergiversaciones de los hechos que podría generar mi ausencia en aquel vuelo. ¡Era increíble, insólito, con tanta gente que sale de Cuba con la intención de quedarse, y a mí no me querían dejar regresar!

No podría decir qué tiempo estuve allí totalmente descolocado, en medio de aquella protesta mía —tal vez poco enérgica o no muy viril— que terminó en pucheros y sollozos mal contenidos, pero en algún momento me sugirieron —no recuerdo si fue la misma bruja malvada de Air Europa u otra persona allí presente— que la única solución era localizar a alguien de la embajada de Cuba en España que atestiguara que mi pasaporte sí estaba en regla.

Aquello era casi otra misión imposible, porque era domingo en la tarde y ni siquiera tenía los números telefónicos de la sede diplomática. Pero finalmente logré recomponerme algo, y me puse manos a la obra. Desde un teléfono público comencé a hacer llamadas —si me matan no podría recordar a quién— hasta que di con alguien de guardia o en la pizarra de la embajada. Pinté el caos: “soy un funcionario del gobierno con pasaporte oficial, no me dejan retornar al país y hoy voy a tener que dormir en el Metro, porque ya venció el alojamiento de la beca, no tengo dinero para hospedaje, comida y transporte —esto era una mentirita piadosa o despiadada, según usted lo mire, porque un cubano siempre “ahorra” sus pesitos para el regreso a casa—, y si pierdo este avión, les saldré muy caro o será un escándalo internacional”.

Debí sonar muy convincente o tan sinceramente desesperado, que luego de dos o tres conminaciones de esa naturaleza, me aseguraron que el vicecónsul estaba en camino hacia el aeropuerto. Nunca sentí tanta alegría al ver aparecer a un compatriota. Era un hombre joven, creo que algo grueso, quien me preguntó brevemente los motivos de mi viaje, y hasta me reconvino someramente porque en cinco semanas yo no había hecho contacto con nadie de la misión diplomática (lo intenté un día, estaba cerrada la legación y después no fui más). Hojeó mi rojo y a esas alturas odiado pasaporte, y con su credencial oficial y no más de cuatro o cinco palabras, me dio la luz verde ante la robótica señorita de Air Europa.

Solo por esa sonrisa valió la pena regresar siempre a mi Cuba.

Cuando llegué a la puerta de embarque, mi avión todavía estaba allí. Por escasos minutos no perdí el vuelo. Javier, a quien hallé dormido unas diez horas más tarde en los brazos de su madre, rió con la rana René durante toda su infancia. Todavía hoy su hermanita Solange juega con ella.

Anuncios

116 comentarios

  1. Lei lo que escribes y todavia tienes los cojones de criticar a los que desertan y siempre justificar a ese gobierno, eres un hijo de puta.

    • ¡Pero por qué cojerla con mi pobre madre! ¡Qué barbaridad! ¿Cuándo fue eso de que yo critiqué a quienes deciden vivir fuera de Cuba? No lo recuerdo, solo no estoy de acuerdo con algunas de las maneras de hacerlo.

  2. Paquito,

    Con la importancia politica que tiene este articulo y no pudieron tener un minimo cuidado con la puntuacion?

    “dice que no quiere irse para ninguna parte —pese a que le han hecho, según refiere— propuestas para llevarlo al extranjero”.

    http://www.granma.cubaweb.cu/2010/07/02/nacional/artic26.html

    Parece que la periodista y todos los superiores que seguramente revisaron muchisimas veces esta entrevista estaban mas preocupados por evitar mencionar la “huelga de hambre” y sus causas que por escribir bien.

    • Aaron: supongo que sí, pero veo muy bien que publicaran esta entrevista, aun con los datos que faltan.

  3. No sabia que tu tenias experiencia personal con las campanas mediaticas: “les saldré muy caro o será un escándalo internacional” 🙂

    “Hicimos un trío muy afín” OMG, paquito.

    Espectacular el post, como todos los tuyos. Yo tambien aproveche la entrada gratis al guggenheim en nueva york cuando fui, un sabado por la tarde. En el MoMA me pase el dia entero y tuve que apurarme al final para que no me quedaran tantas cosas sin ver. Y la visita al metropolitan fue un desastre porque fue el dia despues de mi cumpleanos y estaba de mal humor por la edad supongo 🙂

    Saludos,

    • Aaron: gracias por el elogio. Lo del escándalo era un bluff y lo del trío no lo escribí con maldad, aunque no habría estado mal 😉 Me gustaría conocer Nueva York, e ir a las calles donde vivió y trabajó Martí allá.

  4. FOTOS:Omnizonafranca.

    POEMA VII:

    TENGO LO QUE TENÍA QUE TENER

    TIENE LUGAR NUESTRA RECLAMACIÓN, YA TODO ESTÁ EN NUESTRAS MANOS.

    LA LUZ DE LA SOLIDARIDAD.

    SEGUIMOS EN FESTIVAL.

    paso es el paso del mulo en el abismo/ Lezama

    los amigos mantienen el mundo en movimiento/ Erma Bombeck

    conocer para pensar

    pensar para hacer

    hacer para cambiar/ Spot de la TV.

    …todo lo que debe ser cambiado/ Fidel

    Por fin todo está en nuestro poder. Nuestro patrimonio y todas nuestras pertenencias han sido devueltas.

    El jefe de Aduana José L. Toca Muñoz dio lugar a la reclamación de todo lo que se nos había retenido. La oficial de Aduana Liena Rivera Valdez nos comunicó la resolución.

    los trabajadores del Almacén de aduana en la terminal número 3 del Aeropuerto José Martí se mostraron amables y compasivos. El almacén estaba atestado de mercancías de todo tipo. El mito que corre es que la mayoría de las cosas no son devueltas. Se nos han acercado muchas personas para contarnos sus historias similares a la nuestra, pero aún sin solución. Después de vivir esta experiencia, queremos declarar nuestra solidaridad con todos los cubanos que pasen por lo mismo.

    Al recibir nuestra tecnología tuvimos que pagar por ella dos mil cuatrocientos pesos cubanos.

    Viajamos por toda Europa cruzando diferentes aduanas, y nunca se nos exigió pagar impuestos por nuestras pertenencias, ni vimos que se le exigiera a ciudadano alguno.

    Cuestionamos todo esto sin solución, y para los que habíamos pagado al llegar a Cuba aumentó la tarifa: quien ya pagó paga más.

    Exigimos tener un comprobante con la relación de los objetos por los cuales estábamos pagando. Aquí se puso la cosa seria:

    “Esto no está permitido”

    “Por qué, es real que estamos pagando impuestos por esos objetos”

    “No no es posible”

    Intentamos hacerle una fotografía al comprobante, entonces apareció la imposición de la palabra, y un agente que nos da la espalda

    bruscamente y se retira rápido, a una orden, con los comprobantes.

    No entendimos nada de aquello.

    Declaramos que era irrespetuoso, exigimos ver a la jefa de turno.

    Todo lo mismo.

    “Tienen que traer un permiso del jefe de aduana”.

    FRAGMENTO DE CARTA.

    Estamos alegres por la devolución, y por lo que significa vivir estas experiencia con integridad, honradez y sin sumisión. aquí lo normal es aceptar estas situaciones en silencio o cuando más con un carácter que no implique vehemencia, porque puede verse con malos ojos, y muchos le tienen miedo a cualquier indicio de vehemencia pública porque una actitud así te convierte en contrario. Aquí en Cuba la contrariedad no es aceptada de ningún modo, no hay diversidad de colores para mirar la contrariedad, la conducta establecida es mirar la contrariedad en negro, cuando más en gris. Pero la ley no está por encima de la razón y de la libertad de expresar la razón (…)

    estamos contentos porque hemos comprobado una vez más la fuerza de la Amistad. La Amistad es nuestro poder. La Poesía es la energía que nos mueve y nos permite opinar y actuar con libertad y autoresponsabilidad. Muchos piensan que nuestra libertad de expresión es nueva, pero eso solo demuestra que no conocen nuestro obrar y nuestra conducta definida desde hace 14 años en el arte. solamente actuamos como nuestro tiempo exige y demanda que actuemos todos los que amamos la prosperidad física y espiritual de nuestra tierra (…) descubrimos nuevamente que tenemos que ser capaces de reclamar contra nosotros mismos… como dijo Gandhi

    FINAL:

    Son muchos los mensajes de solidaridad. Párrafos, una palabra, una imagen, un email en blanco, un silencio. !Que fuerza tiene el silencio de la solidaridad!

    Agradecemos mucho. Todos nos hacen crecer, incluso aquellos mensajes con aires helados de intimidación.

    No los publicamos para comprobar en la intimidad la fuerza de los amigos.

    Seguimos preparando el cuerpo en la Casa Templo del Arte de Nilo Julián y buscando imágenes para nuestro próximo expectáculo “Terapia”, estamos alcanzando intensas proyecciones de nuestros poemas y encontrando situaciones que nos divierten mucho, todo inspirado en nuestra situación y más allá.

    Ahora les enviaremos las ultimas crónicas de nuestra gira Europea, que no pudimos publicar por esta situación.

    !Estamos conectados mi gente!

    !LA POESÍA SERÁ HECHA POR TODOS!

    !POESÍA SIN FIN!

    !POESÍA SIN FIN!

    !POESÍA SIN FIN!

    LEMA TRIPLE OMNI:

    La Paz Interior es nuestra alegría

    La Amistad es nuestro Poder

    El Arte Mundial es nuestro idioma.

    • Me alegra que tuviera solución el asunto, aunque no simpatice con ciertos tonos de bravuconería exhibicionista y autobombo seudopoético.

  5. ME alegro de que te gustara mi ciudad y mi país, Paquito, y espero que vuelvas ¡y que sea con menos estrecheces y sinsabores!

    Un abrazo desde madrid

  6. Pues x esa sonrisa cualquiera regresa estimado. Es duro ser fuera de nuestros países, los Peruanos también tenemos un san benito colgando del cuello cada que estamos fuera de la patria… algún día eso también cambiara.

    • Gal30: gracias por animarte a comentar, amigo peruano. Bienvenido a este espacio. Lo “duro” de nuestros países tiene también alguna extraña retribución que a muchos nos atrapa y compromete: por acá le llamamos ser patriota, pero puede tener otros mil nombres o motivos.

      • La diferencia Paquito es que el peruano puede regresar cuando quiera a su pais y no le expropian sus propiedades , puede ir, probar fortuna y regresar a su casita en Peru, en Cuba te quitan tu casa aunque la haya hecho tu abuelo antes del accidente historico (1959) y todo lo demas , porque sabias que el Instituto de la Vivienda viene y te hace un censo hasta de los cubiertos que hay en tu casa y si cuando vas a buscar el permiso de salida , tienes que reponer lo que te falte en la ultima inspeccion de Vivienda??? Es feo , feo eso en Cuba. Ah y el derecho al patriotismo no lo confundas con tu orientacion ideologica, Cuba es de todos! No de Fidel solo

        • María Silvia: claro, en Perú a nadie le importa si hay muchos sin casa mientras otros la tienen cerrada. No digo que lo que hace el gobierno de Cuba esté bien o mal, pero responde a una necesidad objetiva de falta de viviendas y a una preocupación por los que se quedan, con quienes —como supondrás— hay un compromiso mayor que con la persona que decide emigrar. Y yo no confundo nada. Todos tenemos derecho a ser patriotas, con independencia de la ideología que profesemos: solo que hay posiciones políticas que son antipatrióticas.

      • No seas descarado Paquito , y a Cuba a quien le importa los muchos que hay sin casas, y ademas si mi casa se la hubieran dado a uno de los albergados ok, lo veria como una accion humanitaria, pero tu sabes bien el trafico de influencias qiue hay en Cuba, y esas casas son para oficiales de la FAR o el MININT o funcionarios del Gobierno, corrupcion oficializada

        • María Silvia: ¿Dejarías tú acaso algún palacio, que se la dieron a un “príncipe”? Por favor. ¿Te crees verdaderamente todo lo que dices, o es solo una reiteración gratuita para ver si alguien cae en el jamo de tantos absolutismos exagerados?

      • “No digo que lo que hace el gobierno de Cuba esté bien o mal, pero responde a una necesidad objetiva de falta de viviendas y a una preocupación por los que se quedan, con quienes —como supondrás— hay un compromiso mayor que con la persona que decide emigrar”.

        1. Si hay falta de viviendas, por que no te enfocas en la construccion de nuevas viviendas y no en expropiar las de los demas? La tipica politica del socialismo: vivir del cuento, a costa de lo que construyeron otros. El gobierno de cuba escasamente ha creado algo, mas bien ha redistribuido lo que no era suyo. A veces dices cada cosa…

        2. No es la primera vez que hablas de un compromiso mayor con los que se quedan. Por que le das mas valor a unos cubanos que a otros? Donde dejaste el martianismo, el humanismo, la solidaridad y demas guanajerias? A veces tu tienes la moral mas selectiva del mundo. Con todos y para el bien de todos es solo para los cubanos que deciden no salir de cuba, right?

        Seguro que la rana rene de tu hijo no se la prestabas al barrio. Oye, y tu sabes cuantos ninos en cuba nunca tuvieron juguetes? No jodas.

        • Aaron: Hay construcción de viviendas y cualquiera lo sabes, pero no son las suficientes y mucho menos ahora, con la crisis. No quise ser “selectivo”, sino más justo con lo poco que hay. No sé cuáles son los niños que no tuvieron juguetes en Cuba, pero debieron ser bien pocos, si los hay. Aquí al que más o al que menos sus padres le pueden comprar su maquinita o su muñeca.

      • Paquito, el unico absolutista eres tu que solo hablas maravilla de ese (des) Gobierno que hay en nuestro pais, nuestro Paquito, tuyo y mio, como dice Aaron , sin excluir a ningun cubano, el pais es nuestro, el Gobierno es tuyo, porque yo em fui al no tener la opicon de decidir quien nos rige ( y no me hagas el cuento de la buena pipa de las elecciones de los delegados , que no cortan ni pinchan, ni resuelven nada para la comunidad). No deje ningun palacio, pero era mi casa, la construyo mi abuelo, y quien se adjudico el derecho de quitarmela?, el (des) Gobierno tuyo. Cual fue la causa, que decidi irme, entonces ahi te va el castigo, te quitamos todo, todo. Al principio entre en tu blog porque me pareciste simpatico, diferente, no lo eres, eres un bufon de ellos, que te dan una limosna de tener un blog y darte algunos viajecitos de 20 dolares diarios, para que pasando un poco de hambre le puedas comprar un juguete a tu hijo en tus viajes. Entonces traga en seco y miente sin sonrojarte

        • María Silvia: No creo hablar “maravillas” del gobierno cubano, solo que trato de entender lo que hace y por qué —y comparto sus propósitos generales, aunque discrepe como muchos de asuntos específicos, y lo hago saber cuando corresponde—. No me pidas ir a los extremos que tú constantemente tocas, con razones que puedo entender —te sientes dañada— pero no me parecen justifiquen la parcialidad excesiva de tus puntos de vista. En fin, me apena haberte decepcionado, y ojalá podamos seguir intercambiando ideas, sin que tus pasiones te nublen las entendederas.

  7. Alcancé a escuchar un trozo de conversación entre dos enfermeras en un policlínico cercano a mi casa. “La semana que viene publican la lista…” decía una de ellas, mientras la otra ponía cara de alarma y le respondía algo que no conseguí oír. Unos metros más adelante, un taxista comentaba por su teléfono móvil “Me salvé, porque hay un montón de choferes en la lista, pero yo no estoy”. El asunto empezó a intrigarme. Aunque en esta Isla sobran las enumeraciones y los inventarios –en algunos aparecemos metidos a la fuerza y a otros no nos dejan ni asomarnos– uno de ellos está inquietando especialmente a mis compatriotas. He sabido que se trata del listado de quienes quedarán desempleados, hojas llenas con los nombres de esos trabajadores que sobran en cada plantilla.

    Yoani Sanchez
    Alrededor del 25% de la fuerza laboral actual podría quedarse en la calle ante las reducciones de personal que ya se están aplicando. Algunos empleados han sido avisados una semana antes de que su empresa no tiene dinero para seguirles pagando y se han ido al paro sin garantías salariales que les permitan sostenerse hasta encontrar otra ocupación. Ante la disyuntiva de retornar a sus casas o trabajar en la agricultura y la construcción, la mayoría opta por sumergirse en la vida doméstica a la espera de nuevas oportunidades. Sacan la cuenta de que haciendo una labor de manicure ilegal o preparando comida por encargo, pueden tener mejores dividendos que doblando la espalda sobre un surco o levantando paredes de bloques.

    El tema de los despidos es preocupación compartida hoy por todos los cubanos, pues al menos un miembro de cada familia será afectado por los recortes. Sin embargo, la prensa oficial sólo habla de las cesantías en Grecia y en España, narra los llamados a la huelga general en Madrid y el colapso económico en Atenas. Los rumores populares se nutren, mientras tanto, de historias personales de quienes ya han aparecido mencionados en las temibles listas. En los centros de trabajo, los empleados se amontonan frente a los murales, recorren con el dedo índice el papel a la espera de toparse con sus propios nombres. Ninguno podrá salir a la calle a protestar por lo que le ha ocurrido, ni aparecerá en esa tele que sólo menciona el desempleo cuando ocurre a miles de kilómetros de aquí.

    • Se ve que la muchacha de la cara lánguida no pincha, pues está especulando sobre algo que no transcurre así, como ella lo describe. Pero claro, la “lista” que a ella le preocupa seguramente es la de sus solicitudes de viajes al exterior. Y tampoco lee el periódico, porque el tema sí se ha abordado y bastante.

      • Paquito, a ella como a ti le gusta salir al exterior, o es que estos blogs tuyos de tus viajes por el primer mundo, que te encantan, por lo que he visto por tus escritos. Si a ella la acusas de querer salir por ser asalariada del imperio, a ti te dejan salir por ser asalariado de una dictadura de mas de 50 anos.

        • María Silvia: no dudo que a alguien le guste viajar, esa es una manera de adquirir conocimientos y experiencia vital; y sí, a mí también me satisface hacerlo. El problema es cuando quieren disfrazar ese interés tan natural en supuestas causas políticas “elevadas” y altisonantes.

      • Te voy a decir, a mi me parece muy chistoso que otras personas que “tampoco pinchan” critiquen a yoani por “vaga”. Varela se la pasa diciendo eso de ella tambien. Me imagino que el si “pincha” porque hace un par de dibujitos a la semana. Como mismo “pinchas” tu escribiendo 5 articulos para trabajadores. Yoani, yoani no! Ella escribe 3 posts por semana, pero “no pincha”.

        Si me pudieran explicar la logica detras de esos comentarios. Quiza para ustedes “pinchar”tiene que ver con el empleador. Asi, solo pincharian los que estan en la nomina del gobierno cubano–tu, varela. Esa podria ser una buena explicacion aunque un poco extrana dado que en cuba NADIE pincha en realidad.

        • Aaron: no sé quién es Varela, ni qué dice de la muchacha de la cara lánguida, de quien acepto que es muy “productiva” en función de sus intereses personales y de los grupos políticos a los cuales responde. Cuando yo hablo de trabajar, no digo que sea necesariamente labor física, ni siquiera productiva —no le pediría eso a alguien que ejerce en la actividad intelectual— sino por lo menos crear o promover ideas en función de contribuir al bienestar de tu país, de la espiritualidad o el conocimiento de tus compatriotas, y no para alimentar el ego a costa del regodeo malintencionado en las imperfecciones y dificultades que sufren los cubanos, motivado por aspiraciones políticas y tal vez de otro tipo también.

    • Paquito, y tus viajes no tienen causas politicas y altisonantes? No viajas tu por motivo oficial????Porque ni en le viaje de Francia que lo ganaste en una rifa , tuviste que “lucharlo” para que los sindicatos franceses le dieran un motivo para que te permitieran salir de Cuba. Paquito, tus argumentos no se sostienen. Tu viajas apoyando una ideologia stalinista que es una verguenza en la historia, Yoani viaja criticandol esa ideologia. Quien tiene la razon? No soy Dios para decidir pero no me digas de ella lo que tu tambien eres

      • María Silvia: es tu modo de verlo. Supongo que no te voy a convencer, puesto que ya decidiste —aunque dices no ser Dios para hacerlo— lo que es “una ideologia stalinista” y hasta lo que es “una vergüenza en la historia”. ¿Has pensado que tú también podrías estar equivocada en tus evaluaciones extremas y en esas conclusiones sobre lo que dirá la posteridad?

      • Paquito, la posteridad a la que te refieres ya llego, eres un fiel vasallo de tu senor que promete el futuro desde hace 50 anos. Por si no tienes la informacion, las atrocidades del regimen de Stalin se empezaron a desclasificar timidamente en los 60 y en los 90 ya completamente. Leete el libro LOS QUE SUSURRAN ( The whisperers) de Orlando Figes, y veras como encontraras similitudes de ese tipo de terror en el stalinismo tropical cubano. Hay diferencias por supuesto, pero la demonizacion constante de enemigos del pueblo para juzgar a alguien, se me parece tanto a una pelicula deja vu

        • María Silvia: algunos comentarios tuyos me parecen más “demonizadores” que cualquier campaña de descaracterización del gobierno cubano contra disidencia interna, a la cual, por cierto, si estuviera en mis manos, yo la enfrentaría públicamente en discusión cara a cara. Ninguna de esos supuestos “líderes” disidentes soportarían, en mi criterio personal, un round de discusión seria, en los cuales quedarían en evidencia la precariedad de sus aptitudes y los dobleces de sus actitudes.

      • Epa Paquito, a por ese dialogo entonces, haz lo posible porque se produzca, estoy ansiosa que le den oportunidades a todos de exponer sus puntos de vista, y no solo condenarlos en Mesas Redondas sin el derecho a replica.

      • Vamos Paquito.
        Comprometete aqui en el blog que vas a entregar en la UPEC una solicitud formal de forum televisivo abierto entre los disidentes y ustedes los comunistas. Puedes hacer el papel, scanearlo y publicarlo en este blog antes de entregarselo a tu presidente. Vamos Paquito, ánimo, vamos a darle a los “enemigos del pueblo” la posibilidad que expongan sus argumentos, de todas formas ustedes tienen la verdad y será una victoria contundente por parte de los miembos de la UPEC.

        Tu me dijiste que eras muy valiente y que yo era un cobarde. Vamos llegó la hora. Redacta el documento, publicalo en el blog y entrégaselo a tu presidente. (Si tienes pelotas)

        Saludos cordiales
        El Iberico

        • El Ibérico: no creo que una petición mía sea suficiente, tampoco es una decisión que competa a la UPEC, pero además —como verás en el próximo post— no me gusta que me den órdenes, y mucho menos tú. ¿Valiente yo? ¡Ni en sueños! Las únicas pelotas que tengo son una de fútbol y otra de baloncesto que le compré a mi hijo.

      • Pendejon, para que coño hablas entonces. Alardeas y no pones tu granito de arena.

      • Uyyy que violencia niña. Sales de tus cabales con gran facilidad. Recuerda, tolerancia al que piensa diferente. Ademas de esbirrito, ahora tambien eres demagogo. Dices una cosa y luego haces otra. Comunistas cará, si nosotros no arreglamos esto, quien lo va a arreglar..

        ahh ya se, seguro que Noskagamos lo arregla, que por cierto hoy hablará en la mesa retonta..Guerra ta’ vení, palo y cabilla con lo’americano que nojotros resitiremos al hongo nucleal.

        • El Ibérico es ahora también el guardián de la rectitud y la ética revolucionaria. Y el futuro de Cuba. Casi sería preferible la guerra nuclear esa (es una exageración, aclaro)

  8. Bueno, bueno, bueno,..(suspirando) Es la primera vez que llego a este blog y ¡ vaya tela la cantidad de cosas por leer ¡¡¡¡ Espero hacerlo poco a poco que soy cada vez más ‘movimiento slow’.
    Me ha parecido magnífico el post y moviéndome un poco por el blog, muy interesante, muy diferente. Aunque no hago ninguna valoración, te menciono en un ‘engendro’ que estoy pariendo desde hace poco más de un mes http://josepcalvet.wordpress.com/tirando-del-hilo/

    Parece que eres un poco, un perro verde, aunque ese color no aparezca en el blog, que es más bien rojo y gradaciones… Lo que dices suena a dignidad, orgullo y compromiso con los tuyos. Diría que he llegado, tirando del hilo, al mejor blog en mucho tiempo.

    Espero tengas un buen recuerdo de mi nación de naciones, donde abundan los que admiramos Cuba.

    • Josep Calvet: gracias, colega bloguero. Enseguida me llego por tu espacio. Espero no defraudarte. Un abrazo sincero.

  9. Una pequeña bronca que tuve con Alguien Gzl en toma la palabra respecto a tu persona, pero como no me gusta hablar por detras, aqui telas dejo

    alguien glz creo que fui muy claro en mi acusación y no hubo nada de chiste.

    En cuanto a los policias es facil probar los atropellos. Ellos estan para hacer cumplir klas leyes pero no para poner las leyes.
    La ley cubana dice que ningun ciudadano se puede registrar, sin una previa orden. TODOS en Cuba te detienen el carro, te lo registran y son tan osados que te preguntan para donde vas o ¿que haces aqui? Siembran el miedo en el pueblo.
    Por otra parte te repito que en Cuba fui jefe de una empresa con recursos y tuve que sufir en carne propia como venian “uniformados” con total impunidad y me pedian un pollo, una lata de pintura, gasolina, una pieza para el lada, un parabrisas, una casa en la playa, una caja de cervezas y muchos ectéteras.
    Para que no me acuses de cobarde, un dia le dije a un feje grande que no podia darle lo que me pedia y el resultado fue que mandó a circular mi carro y me registraban en cuanto punto de control hubiera. Hasta la guagua de mis trabajadores fue mandada a parar porque tenia otro color en la licencia de circulacion.
    Y ahora no me digas que son los menos o eran una minoria, pues te comento que pasé conocí a nunca menos de 7 Jefes de Policias municipales y todos fueron cortados con la misma tijera (Extrapolalo a la sociedad)

    En cuanto a paquito pParece que no sabes leer, pues te repito lo que escribi:
    …enjuiciaría en tribunales a todos los periodistas cubanos por manipular la verdad, ocultar información y servir de testaferros de la dictadura.

    Ahora te lo explico detalladamente para ayudarte.
    Paquito es vocero de Juventud Rebelde diario que representa al Regimen de la habana. Habla en nombre de los jóvenes de Cuba y su criterio y dirigido principalmente a los jovenes de Cuba. Incluso a jóvenes que aun no alcanzan la mayoria de edad.
    A diferencia de cualquier bloguero comunista que tienen todo mi respeto, Paquito es un empleado asalariado que cobra dinero de un Régimen para que defienda sus intereses. Es resposable ejecutivo del lavado de cerebro de nuestros jovenes y de apoyar a una dictadura asesina y cruel donde esos mismos jovenes no tienen espacio. No escribe los artículos por convicción sino por conveniencia y es remunerado por ello. Su medio de subsistencia es apoyar y hacer sobrevivir al régimen que maltrata a su pueblo. Es responsable de dibujar y vender al mundo una Cuba que solo existe en el diario Juventud Rebelde muy diferente a la Cuba real que el mundo estáconociendo a traves de los blogs alternativos y de los periodistas independientes.
    Mi tio fué enjuiciado y fusilado por dar alimentos a los alzados (se probó en el juicio que solo llevaba alimentos, nunca formo parte de la banda).
    Paquito está en una situacion similar, está alimentando al Regimen para que se sostenga, está dando la energía necesaria para que se cumpla es “Haz lo que yo digo y no lo que yo hago” y está cobrabdo mensualmente por hacer ese servicio. Es un testaferro del Regimen, un esbirro y un traidor a la verdad.

    Es muy facil probar su culpabilidad, es simplemente imprimir sus nóminas y verificar que ese dinero llega al periódico a traves de una cuenta presupuestada estatal. O sea que el dinero que debe ser utilizado para denunciar lo mal hecho, para combatir las irregularidades, para luchar por una Cuba mejor, se está usando para apoyar a un Régimen que cada día amanece con el margen de la ley mas estrecho. Mientras mas estrecho sea el margen de la ley, mas ancho es el margen del delito y Paquito es uno de los responsables de la situación actual de Cuba.

    De todas formas Alguien, si tienes alguna duda mas, me la dices y te la aclaro. Me considero un luchador por la libertad de Cuba y como dije, si algun dia llega la democracia en Cuba, seré el primero en unirme en la construccion de Cuba, aunque no vea el fin.

    Saludos El Iberico

    Ahhh me faltó aclararte la pequeña duda sobre las actitudes y aptitudes de Paquito.

    Actitudes:
    Los artículos de Paquito son reflejo de un odio contra cualquiera que no comparte su ideología comunista. Su lenguaje marxista muy pasado de moda es sutilmente vulgar y sisañoso, sobre todo cuando se refiere a Yoani Sanchez, su apodada “La cara lánguida”
    Su odio hacia los cubanos que nos oponemos a la dictadura es tan grande que nunca deja espacio a la racionalidad, el debate y la verdad. si te fijas en sus comentarios, nunca escucha al oponente, lo minimiza, se va por la tangente y da respuestas cortas, casi siempre plagiadas de algún artículo que leyó o alguna noticia que escuchó.

    Aptitudes
    Paquito es cobarde, incapaz, bruto, sin el don de denuncia que debe ser intrínseca a un periodista. Desconocedor de la realidad verdadera del cubano, servil y manipulador.

    Ahora si creo que he aclarado todas tus dudas

    Saludos cordiales y afectuosos

    El Iberico

    • El ibérico: 🙂 ¡Pues sí que me quieres bien! Me alegra que trajeras tu alegato acá, pues hace unos días no voy por Tomar la palabra. Cuando encuentres la nómina de mis pagos por escribir este blog, me declaro CULPABLE de todas tus acusaciones. ¡Ah, y no trabajo en Juventud Rebelde, aunque también me gusta mucho ese periódico! Pero te disculpo todo, hasta tu inquina personal, por el solo hecho de no caber yo en tus moldes preestablecidos. Saludos.

      • Paquito,

        Aunque no comparto la opinion del iberico en general, si me parece importante entender el nivel de complicidad de la prensa cubana con lo que no pocos consideramos una dictadura.

        Que salte el que quiera saltar por la comparacion con el nazismo que voy a hacer. Pero a Leni Riefenstahl con todo su talento y todo se le juzgo, aunque nunca se le condeno, por prestarse para hacer propaganda. Su reputacion quedo destruida, con razon.

        Tu has hablado de no subestimar el poder de los medios. Es decir, estas al tanto de sus efectos. Y haces tu trabajo voluntariamente. Nadie te obliga.

        • Aaron: y asumo las responsabildades que me tocan, por la defensa de lo que creo lo mejor para mi patria.

      • ¿Que es lo que asumes?
        Veremos es dia que te toque rendir cuentas a ver donde metes la cabeza. Ya te quisiera ver llorando delante de un tribunal, sabiendo que todos los jueces te están pidiendo 20 años por el lomo por apoyar a la dictadura asesina y criminal. No te hagas el guapito que a esa hora “Todo el mundo canta” y perdona pero no te considero de los mas duros de pelar.

        Saludos cordiales y afectuosos
        EL Iberico

        • El Ibérico: al menos yo doy la cara, nombre y apellidos, aunque presumo de no ser duro. Parafraseando a Hatuey, si tú vas al reino de los valientes, yo prefiero ser cobarde.

  10. Hace muchos años se vienen oyendo chistes relacionados con esta especie de acertijo que, en verdad, solo sirve a los interesados en mantener el status quo, porque alienta la filosofía pesimista de que es imposible cambiar la situación o intentar arreglarla, mejorarla.

    ¡Mejor, es dejar todo como está!: ¿A quién conviene?

    El origen del chiste no está muy claro, no es posible precisar si fue concebido por la contrarrevolución “oficial” o la camaleónica. Más/menos esta era su esencia: “Un experto de la CIA habría sido enviado a Cuba por su Presidente para averiguar “in situ,” en misión secreta, qué pasaba en realidad pues las informaciones que le llegaban eran muy contradictorias.

    Luego de minucioso estudio durante varios meses, realizado en forma clandestina y a un enorme costo, su informe resumía: en Cuba no hay comida, pero nadie pasa hambre, no hay ropa pero todos visten, no hay zapatos pero nadie anda descalzo, no hay medicina pero curan a los enfermos, todos aplauden a Fidel pero muchos no lo apoyan, y concluía: “esto no hay quien lo tumbe; pero no hay quien lo arregle.” Otra versión alteraba los factores de la conclusión: “esto no hay quien lo arregle; pero no hay quien lo tumbe”

    Sí, efectivamente, se trata de un chiste contrarrevolucionario, con medias verdades y medias mentiras; pero sobre todo por inmovilista en tanto y cuanto estimula la inercia.

    El peso de la burocracia revolucionario

    La parte “no hay quien lo tumbe,” la aclaró Fidel en la Universidad de La Habana en el 2005 al precisar que sí existían quienes podrían tumbarla: eran los mismos revolucionarios los que podrían revertir, “tumbar” la Revolución, si no eran capaces de revolver los graves problemas de corrupción y burocratismo que abundan en la sociedad cubana. De manera que siempre han estado ahí los que pueden “tumbarla.” Y fue claro: eran los propios revolucionarios los únicos que podían revertirla.

    Habría que ver, claro está, si los que tumban revoluciones son “revolucionarios.”

    Cinco años después de aquella brillante reflexión, el estatalismo asalariado y su correspondiente sistema dirigista y verticalista, generadores principales de burocratismo y corrupción, están recibiendo todo tipo de críticas de los políticos, los economistas, los periodistas, los “empresarios,” los trabajadores y el pueblo en general; pero en lugar de cambiarse, sus defensores tienden a mantenerlo.

    Desde entonces, el burocratismo, que no es el simple papeleo como traducen algunos la palabrita, ha aumentado considerablemente, puesto que cada vez se hacen más ostensibles las políticas centristas y autoritarias de ordeno y mando que le son consustanciales, muy especialmente en la economía, a la vez que no se acaba de concretar la participación efectiva de las masas y los trabajadores en las decisiones, aunque se mantiene un discurso sobre democracia, participación y diversidad que poco se concreta en la cotidianeidad de la producción, que es la que, en última instancia, rige la vida de los pueblos.

    El “control,” es verdad, es parte de la solución, pero no el de arriba, no el burocrático que se sigue fortaleciendo; sino el de abajo, el que se ejercería por los colectivos de trabajadores mismos y el pueblo en los centros de trabajo, en los barrios, en los municipios, en la base. Allí apuntaba, cuando fue concebido inicialmente, el Perfeccionamiento Empresarial de las FAR, que fue convertido, por la mano de la burocracia, en un manojo de legajos inaplicable.

    También se quiere consolidar el “orden,” tipo obligatorio, al estilo de la disciplina militar, no el auto-establecido por los trabajadores, consientes de su necesidad, ese que provendría de la realidad de la participación colectiva en la gestión y la toma de decisiones, no de un hipotético “sentido de pertenencia” impuesto por decreto.

    Propuestas socialistas rompiendo el ciclo burocrático

    El tema no es de alta filosofía, lo entienden muy bien los trabajadores, es de la práctica concreta más sencilla: es mío algo sobre lo cual puedo decidir.

    Las propuestas de socialización, como salida socialista a la crisis del capitalismo monopolista de estado que encubre el modelo actual, —salvo la repartición de la tierra enmarabuzada, amarrada por la burocracia con “milentas” ataduras y la entrega en arriendo, con altos impuestos, de algunas barberías y peluquerías—, parecen haber tenido poca incidencia hasta ahora en el pensar de la burocracia que realmente ejerce el poder.

    Pues se sigue difiriendo la presentación por el gobierno de algún plan público integral para acabar de resolver el problema de la doble moneda, la baja producción y la improductividad y empezar a abandonar el fracasado sistema centralizado de propiedad estatal y trabajo asalariado mal retribuido.

    La propiedad casi absoluta del estado engendra control centralizado, éste demanda burocracia que acompaña corrupción. Tal ciclo vicioso estatalismo-centralización-burocratismo-corrupción genera otro a nivel social general: el insuficiente salario estatal no cubre las necesidades, la gente busca como compensarlas; pero no hay forma legal ni autogestionaria de hacerlo lo cual genera violaciones a la legalidad existente. Esto lleva al estado a “protegerse” con más burocracia y represión, lo que demanda más recursos que solo pueden salir de afectar las ya menguadas retribuciones a los trabajadores.

    ¿Cómo se puede romper la cadena?

    La lógica del estado revolucionario de los obreros y campesinos sería el paso paulatino del control de las empresas a manos de sus respectivos trabajadores. Así como la tierra es para el que la trabaja, las fábricas también deben serlo. No es lo que ha pasado y, hasta ahora, no hay claridad de que ese sea el propósito del aparato burocrático en el poder.

    ¿Qué alternativa han dejado a los trabajadores? Lo que han hecho: apropiarse como puedan de los medios y el excedente, contra todas las normas “legales” estructuradas por la burocracia para garantizar sus propiedades y el control de los resultados del esfuerzo de todos los trabajadores. El discurso burocrático dice que los trabajadores roban. El discurso obrero dice que el aparato burocrático no paga el trabajo y por tanto él es el que roba.

    Que el capitalista roba a través de la apropiación de la plusvalía, está muy claro. Aquí el acto queda cubierto con la denominada “redistribución igualitaria para todos.” El estado concentra para “distribuir mejor y garantizar el futuro”; pero los trabajadores, que son quienes producen, prefieren ser ellos los que distribuyan el resultado del trabajo y darle al estado solo una parte, porque para ellos el futuro es hoy mismo y como ha venido pasando, si ellos mismos no se reproducen y no se deja una parte a las empresas para su reproducción simple y ampliada, no podrá aumentar la producción y seguirá ahondándose la crisis actual de la economía cubana.

    ¿Pero quien manda en este país, los trabajadores o la burocracia?

    Si el estado burocrático no está dispuesto a cambiar las relaciones asalariadas de producción, ni la propiedad estatal, ni el control centralizado de los excedentes, estará obligando a los trabajadores a continuar rompiendo la “legalidad” establecida, se acrecentará la lucha por el control del excedente y cada vez se irán haciendo mas claros los enfrentamientos entre los trabajadores y el estado. Ya sobre esto se ha escrito. Hoy el enfrentamiento es solapado. Mañana será abierto.

    Para evitar el desastre previsible, urge una nueva ley de la empresa socialista, que reconozca el control de los trabajadores sobre los medios de producción, quiénes democráticamente tomen todas las decisiones que afectan el centro y decidan sobre la repartición de las utilidades, una vez descontado un % para la auto reproducción de la unidad productiva y el impuesto para el estado y las necesidades sociales. Habrá que hacer otra ley de cooperativas, que defina bien su sentido y funcionamiento y que se extienda a la industria y los servicios, otra que permita el libre intercambio, así como liberar todo el trabajo por cuenta propia.

    El estado central redúzcase a lo imprescindible y municipalice los poderes, deje de administrar empresas y timbiriches, recoja impuestos, distribuya presupuestos y viabilice las comunicaciones, el intercambio y el desarrollo armónico y proporcional de las ramas y regiones. Aunque no lo crea, así será más fuerte la nación.

    La crisis económica resultante de los ciclos ya descritos en la economía centralizada y burocrática, está llevando al estado a reajustar sus gastos. Se nos dice que es hora de acabar con el paternalismo, que no es posible seguir con tan grandes subsidios, que sobran trabajadores. ¿Pero quien inventó todo eso, sino el “socialismo de estado” con su igualitarismo y su concomitante burocracia?

    En vez de cerrar fábricas, como hicieron con los centrales azucareros y tirar gente a la calle, entregue la burocracia los centros a los trabajadores, permita que ellos se auto-organicen democráticamente para producir, quite todas las trabas que impiden el intercambio social y deje que sean los propios trabajadores los que decidan si sobra alguien.

    El intento de “resolver” los problemas naturales –naturales porque responde a las necesidades de las personas y del nivel de desarrollo actual de la sociedad- del intercambio y el mercado con más imposición y represión, con más de lo mismo, es contrario a los intereses de la Revolución Socialista, si por tal entendemos el fenómeno económico político y social hacia la socialización de la apropiación y las decisiones y no los intereses del aparato burocrático del estado que pretende apropiarse de la propiedad, el plustrabajo y los derechos que corresponden a los trabajadores y al pueblo.

    Por ese camino llegaremos a tener más cárceles que hoteles y más policías y custodios que productores.

    De manera que los “revolucionarios,” los únicos que según Fidel, pueden tumbar la revolución y el socialismo intentado en Cuba, parecen muy dispuestos a seguir con su obra destructiva desde sus poltronas estatales, con más centralización que es más burocratismo y más corrupción, secundados por el Imperialismo que sigue en general con su política de bloqueo y aislamiento.

    Arreglando las cosas

    Fidel Castro

    En 1966 Fidel dijo y Granma (18.06.10) acaba de volver a publicar: “Jamás nos conformaremos con media revolución.” “Si hay cansancio jubílese.”

    La parte: “esto no hay quien lo arregle,” sí ha cambiado drásticamente en estos últimos 5 años.

    Si hasta el 2005, entre muchos cubanos existía la percepción de que el estatismo asalariado centralizado solo tenía como alternativa las privatizaciones, la restauración capitalista y las propuestas de “transición democrática” –burguesa faltó decirles- de la derecha y el imperialismo, desde principios de 2006 un grupo de comunistas y revolucionarios han estado planteando con toda claridad en la palestra pública, fuera de la academia, el partido y la intelectualidad orgánica, como muchos veníamos haciendo hasta entonces, que lo que se ha venido haciendo en Cuba hasta ahora en nombre del socialismo, no ha sido más que un capitalismo monopolista de estado de orientación social y que el avance hacia el socialismo implica cambios en las relaciones de producción, propiedad, distribución y consumo, en dirección al cooperativismo y la auto y cogestión, así como cambios drásticos en la forma de hacer política, del centralismo verticalista actual, hacia la democracia participativa directa y horizontal.

    De manera que si siempre ha habido “revolucionarios” que “tumben” la Revolución, un “arreglo” desde el socialismo, en verdad un cambio completo en el modelo, empezó a aparecer con esas propuestas. La burocracia trata por todos los medios de impedir la propagación de estas ideas que algunos de sus más ilustres hijos consideran “adictivas,” como la cocaína.

    Si la burocracia sigue con su actual política liquidacionista del Socialismo Participativo y Democrático, será responsable de la restauración capitalista con todas sus consecuencias, tal y como sucedió en la antigua URSS y otros países ex socialistas.

    Rescatando y reanimando el socialismo marxista

    Pero hay algo más con lo que no contaron los enemigos históricos de la revolución y del socialismo marxista en Cuba, no solo se ha rescatado teóricamente el socialismo de Marx con las propuestas socialistas participativas y democráticas, que en términos generales pueden y deben ser ampliadas y revisadas, sino que poco a poco un numero creciente de revolucionarios y comunistas han ido entendiéndolas y asumiéndolas.

    No se trata de un alguien, de algún nuevo Mesías, sino de muchos compañeros, muchos revolucionarios que quieren cambios de verdad, en distintos niveles de la sociedad que, a su manera y desde las limitaciones de sus posiciones, vienen trabajando en esta misma perspectiva y han ido tomando conciencia sobre la posibilidad de avanzar con una nueva proyección política, económica y social hacia más socialismo, que es más socialización de la apropiación de la propiedad y el plustrabajo y las decisiones de todo tipo.

    Si la revolución hoy o mañana fuera “tumbada, o se desmerengara,” no será, al menos, porque no hubiera aparecido nunca públicamente forma alguna de “arreglarla,” porque no haya existido una clara y auténtica opción socialista, porque no aparecieran gentes dispuestas a “cambiar todo lo que deba ser cambiado,” insatisfechos con media revolución, porque muchos trabajadores no hayan ya tomado conciencia de clase para sí y estén socializando la economía a su manera, sin contar con nadie.

    El Socialismo Participativo y Democrático, surgido del propio seno revolucionario ha ofrecido una serie de instrumentos concretos -puede haber otros- para preservar la Revolución y hacerla avanzar, se ha ido convirtiendo en una opción real y gana constantemente nuevos partidarios en todos los estratos de la sociedad cubana, entre la intelectualidad y el estudiantado, así como dentro de las distintas capas de la burocracia, sobre todo en su parte “más” asalariada, donde muchos compañeros son burócratas por los cargos que ocupan como designados, no por su pensamiento, ni por su actitud cotidiana, ni condiciones de vida. Los trabajadores y los campesinos por instinto clasista, asumen con toda naturalidad las ideas y las prácticas de la autogestión socialista, para ellos la “adicción” es innata e inmediata.

    Los que crearon el chistecito [que comenzó este artículo] y los que andan por ahí divulgándolo todavía, deberían ir pensando en otra burlita.

    • Interesante, pero por momentos —en mi modesto criterio— el autor confunde la parte con el todo, homogeniza tendencias que no son homogéneas, y da por sentadas realidades que pudieran ser solo parcialmente reales. ¿Se conoce quién lo escribió?

  11. Dos preguntas a El Ibérico:
    Tal vez por el sueño que tengo, no logro entender quienes eran los alzados cuando te refieres a tu tio. Hablas de España, o de Cuba. Los alzados si hablas de Cuba , eran los barbudos o la contra ?
    Y el nick que usas, se supone que eres gallego, como se dice en Cuba. Es así o sencillamente vives por aquí ?
    Espero encntrar la discusión que refieres y entender la vehemencia de tus palabras.

    • Josep
      No tengo interes en responderte ninguna de las dos preguntas. Creo que eres un letrino-americano igual que juanma que no sabe lo que defiende. Mira te aconsejo que aprendas un poco de Cuba para que después te metas a discutir del tema. Como se dice en buen cubano
      !Estas perdio!!!

      • El ibérico da muestras de su valentía sin igual.

      • ¿Paquito, mira que tu eres?
        Que quieres que le responda a ese personaje que no tiene ni idea de lo que hablo, que no sabe diferenciar entre los rebeldes del a Sierra y los alzados del Escambray, Matanzas y las villas. Aunque me apode el Iberico, todos notan a la legua (excepto él) que soy cubano, de Matanzas, pero nada, así pasa cuando se quiere opinar en un círculo donde no se conoce el tema. Se corre el riesgo de recibir respuestas como las mias. Quien va de chulo por la vida, puede andar con suerte por ella, pero debe saber que corre el riesgo de encontrarse con personas como nosotros que no nos gusta discutir con gente que conoce na Cuba dibujada por tu periodico, pero que jamas ha puesto un pie en un barrio e’ “Labana”

        Saludos cívicos para ti que si conoces como funciona Cuba (aunque te haces el ciego para no ver)

        El Iberico

        • El Ibérico nos da una gran lección de democracia y respeto a la opinión ajena, al pretender descalificar a quien él considere que no está a su altura.

    • Muy civilizado. Incluso si alguien sin ese cartel y ese nombre y apellido hiciera algo así, lo multarían por infracción del tránsito.

      • Si, exacto, como mismo multan a los cientos que cogen botella en el medio de cada calle de la habana. Los multan a todos diariamente, en especial cuando estan ya montados en el carro. Oh, y a l@s jineter@s tambien las multan por eso, por obstruccion del trafico. Especialmente cuando muestran demasiado, cualquiera choca. Son un peligro.

        Si te doy lo de civilizado, al punto de caer en el ridiculo. Que me perdone si lo juzgo mal, pero entre todos, a el lo miro con mayor escepticismo.

        Y me parece que es hora de comprender que las actuales excarcelaciones son el climax de la “oposicion pacifica” como se conoce hasta ahora. Si bien no es posible ni necesario buscar una salida violenta, si es importante “resistir” mas seriamente.

      • Yo diria que un video como este, hace muchisimo mas daño a lo que tratan de lograr y demostrar, que lo que ayuda.

      • ¿Paquito trabajar para quien?
        Para que descarados como tu cobren un sueldo en el Periodico “Trabajadores” divulgando mentiras y mas mentiras. Mira compadre coge una guataca y vete al campo y no comas mas catibia con el blog y el periodico. Si eres tan comunista como te pintas, dale al campo y dobla el lomo….
        Yo no le trabajo a Fidel porque no me da la gana. No seré mas un esclavo del si¡glo XXI.
        Mira compadre, tu eres el tipo mas hipocrita y mas descarado que he conocido en la internet. Yo con lo gusano que soy he aportado mas al país que tu. Estuve durante 40 años trabajando de lunes a sabado aportando miles de dolares a tu “patria”, trabajando como un mulo y al final que tengo: “El destierro”

        Asere tu me subes la presion, dejame irme de este blog corriendo que me enfermo-

        Saludos cordiales y no amistosos
        El Iberico

        • El ibérico: 😉 gracias por tus cumplidos, así interpreto tus adjetivaciones ¡Y cuídate esa hipertensión que te perdemos y no es fácil en estos tiempos encontrar gente como tú! Gracias, tu violencia verbal es más útil que mil discursos revolucionarios.

      • Eso es Paco a trabajar y dejate de cuentos que de eso estas viviendo, defendiendo el castrocagalismo, dejate de hablar tanta boberia y se martiano de verdad y no defensor de la tirania. Ese hombre que esta ahi en el medio de la calle es mucho mas valiente y hace mas por Cuba que todos las tias tata periodistas escribiendo de una Cuba paralela que no existe.

        • Ricardo Alfonsín: no estoy seguro de sea como dices: la “Cuba paralela que no existe” me parece que es la absolutamente negra con pespuntes grises que pintan los propagandistas de la contrarrevolución. En todo caso, hay muchas Cuba, buenas y no tan buenas.

  12. http://twitpic.com/2393tn

    • Jesús: son decisiones personales que no deberíamos juzgar, pero tampoco utilizarlas como pretexto contra ningún gobierno. ¿Dejarías tú a tus hijos detrás, incluso ambos padres, por el solo hecho de ir a vivir en otro país? Yo no lo haría jamás. Esa pareja que citan aquí como víctimas sí lo hicieron, creyeron que era lo mejor para su familia. Que cada cual saque sus propias conclusiones. Por cierto, qué bueno que ya podrán reunirse con sus hijos.

      • Paco paco paco, tu hiciste la pregunta equivocada. No preguntes si dejarias a tu hijo detrás. La pregunta correcta es:¿Te gustaría viajar con tu hijo y decidir donde vivir, aunque seas medico?¿Te gustaria dejar de ser un esclavo de por vida?¿Te agradaria vivir una temporada por el mundo y luego regresar a tu país, sin que te acusen de gusano, apatrida, desertor, escoria o mediquito?

        Esa es la unica pregunta que cabe aqui paco.
        (Ahhh lo de mediquito lo dijo Taladrid cuando unos medicos se fueron a Colombia desde Venezuela, segundos antes de la partida eran heroicos medicos guardianes de la Revolucion, basteones inespugnables de nuestro internacionalismo, pero Taladrid tiene el derecho de bajar la categoría de nuestros profesionales abruptamente)

        Paco, das pena, mientras mas te conozco, mas lastima me das.Pobre de ti.
        Peroestoy contento, ya personas dentro de Cuba están despertando, hasta los militantes del partido y se estan cansando de tantas leyes absurdas. Se va abriendo una nueva era y personas como tu cambiarán de color e irán con la corriente.

        Tu tienes buen futuro, creo que la cronica “Rosa” te vendrá como anillo al dedo. Ve preparando tu curriculum en marcas de vestidos, estilos de peinados y vida privada de los artistas y todo ese chismorreteo. Te dará de comer.

        • El Ibérico critica a Fidel por sus pronósticos políticos, pero aquí demuestra que es él quien de verdad tiene ínfulas de Nostradamus. Y además se cree facultado para juzgar qué es lo equivocado y qué no. El pobre.

          • Te pronostiqué hace dos años que terminarías en la prensa rosa. Vas bien.

          • Ibérico: También podría ser en la crónica roja 😉

  13. Tu eres un mentiroso!, con el ancho de banda en Cuba no se puede ver los videos y sin embargo comentas como si los hubieses visto, claro como tus respuestas son “enlatadas.
    http://twitpic.com/238555

    • Jesús: con un poquito de paciencia, es posible verlos, si no son muy largos. ¿No serán tus obsesiones y ofensas personales las que son “enlatadas”? Allá tú, a mí no me molestan. Las personas como tú son un punto a mi favor.

  14. … y saber que por la tozudez,el capricho,y por que no ,por ese poder de dictador de los hermanos Castro ,un pueblo sufre….cuando pasen los años y se revise la historia,se vera esa generacion que trajo desdicha a una mayoria…esos señores que ahora tienen mas de 75 años,[de las 2 orillas]han destruido un pueblo,y me pregunto ?hasta cuando dios mio,hasta cuando?…que derecho tiene ningun mortal pa’ decidir en las decisiones personales de otro semejante…si FIDEL O RAUL, se creen DIOS,esta bien es su derecho ,..pero por favor que se acaben de ir para el cielo,pero rapido que hay otros mortales que quieren vivir como hermanos.

  15. El avión de Moratinos
    Mucho se especula en estos días sobre las posibles excarcelaciones de presos políticos. La prensa oficial –como siempre- adormilada entre cifras de crecimiento y viejos discursos sacados de los archivos, no confirma ni desmiente esos rumores. Una meticulosa lectura de Granma arroja que el canciller español ha venido para condenar el bloqueo, hablar del cambio climático e intentar quitar la posición común de la Unión Europea hacia el gobierno de Cuba. Si nos dejáramos llevar por lo que dicen los locutores de voz engolada y corbatas a rallas, aquí no está pasando nada… o casi nada. Pero todos sabemos que algo se mueve en la oscura zona de la diplomacia, en ese terreno de la alta política que se teje de espaldas al pueblo.
    Los murmullos vienen y van. En ellos, a la palabra “liberación” se le ha ido pegando un término de connotaciones infames: “deportación”. “Saldrán directo de las prisiones hacia los aviones” me dijo un señor que se la pasa con la oreja pegada al radio, escuchando la emisora prohibida que llega desde el Norte. La expatriación forzosa, la expulsión, el exilio, han sido prácticas habituales para deshacerse de los inconformes. “Si no te gusta te vas”, te repiten desde chiquito; “arranca y lárgate”, vuelven a espetarte si insistes en quejarte; “¿para qué volviste?”, recibes como saludo si osas regresar y seguir señalando lo que no te gusta. Habilidad en librarse de los incómodos, pericia para empujar fuera de la plataforma insular a quienes se le oponen, en eso sí que son diestros nuestros gobernantes.
    Tendría que ser muy grande el avión de Moratinos para poder llevarse en él a todos los que le estorban a los autoritarios del patio. Ni un Jumbo alcanzaría para trasladar a aquellos que potencialmente tienen el riesgo de ir a prisión por sus ideas y por su accionar cívico. Una verdadera línea área con vuelos semanales se necesitaría para sacar a quienes no están de acuerdo con la gestión de Raúl Castro. Pero resulta que muchos no queremos irnos. Porque la decisión de vivir aquí o allá es algo tan personal como seleccionar pareja o ponerle nombre a un hijo, no se puede permitir que tantos cubanos se encuentren entre la pared de la prisión y la espada del destierro. Es inmoral forzar a la emigración a quienes sean liberados –posiblemente- en los próximos días.
    Una simple y lógica pregunta salta cuando pensamos en este tema: ¿No sería mejor que se los llevarán en ese avión a “ellos”?

    yoani.sanchez@gmail.com

    • La muchacha de la cara lánguida y algunos de sus acólitos saben que fuera de Cuba tendría que trabajar de verdad, en un negocio más serio y tal vez hasta menos rentable que hablar mal del socialismo y la Revolución ¿Irse, estás loco?

      • Bueno Paquito, o te peinas o te haces papelillos? Has dicho en otra ocasion que hablar mal de la Revolucion es un negocio de muchos fuera de Cuba, ahora te contradices ( porque te conviene). Y tu, el negocio tuyo no es hablar bien del socialismo??? Vuelvo y te repito, no acuses a Yoani de lo que tu mismo eres

        • María Silvia: “negocio” poco rentable sería ese mío de “hablar bien del socialismo”, dadas las circunstancias ¿no crees? Pero qué le voy a hacer, siempre he sido muy malo para los negocios, a diferencia quizás de tu defendida, que sí parece saber cuál es la opción más lucrativa en materia de preferencias políticas.

  16. Protesta en el Capitolio, La Haban Cuba

    • Esta “masiva” protesta de cuatro gatos que posaron para una cámara y pusieron rápido los pies en polvorosa, de qué archivo histórico la sacaron. Lo digo porque es fácilmente perceptible para cualquiera que pasa todos los días frente al Capitolio, que estás imágenes son viejas. Desde hace semanas, tal vez meses, hay una caseta en lo alto de la escalinata, y ahora también andamios porque está en restauración el edificio. ¡Por favor, no reciclen más esta espúrea materia prima!

  17. Paco, yo creo que el pueblo de la isla se merece un poquito más de información:

    Se reúne Raúl con el Canciller español y el Arzobispo de
    La Habana

    El General de Ejército Raúl Castro Ruz, Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros, sostuvo al mediodía del miércoles 7 de julio un encuentro con el ministro de Relaciones Exteriores y Cooperación del Reino de España, Migue Ángel Moratinos, y con el Arzobispo de La Habana, Cardenal Jaime Ortega Alamino, al que asistió también el canciller Bruno Rodríguez y en el que se abordaron asuntos de interés común.

    Previo a este encuentro, el ministro español había sido recibido por el compañero Raúl, ocasión en la que se trataron aspectos de las relaciones bilaterales y de la agenda internacional. Asistió también el Canciller cubano.
    ………………………………………………………………………………………….
    Es todo lo que salió en el Granma sobre el asunto.

  18. Me da risa cada vez que tu o (otras Focas) blogeros/ Twitteros oficialistas hablan de Yoani Sánchez y demás personas de la Isla que critican a Colostomía, siempre estas personas lo hacen porque viven del cuento, siempre ustedes (Tu) lo que hacen es decir “Que trabajen” y ahora yo me pregunto quién coño trabaja en Cuba? Si TODOS viven del cuento, por eso se está cayendo a pedazo TODO, son unos vagos TODOS incluyéndote a ti.

    • Tengo que reconocer que no soy quizás un gran ejemplo de laboriosidad, solo tengo tres trabajos, pero concuerdo contigo en que soy bastante remolón a veces. Pero sí hay cubanas y cubanos que doblan mucho el lomo, y son héroes anónimos que no buscan sobresalir constantemente, solo tienen la “verdadera gloria” del cumplimiento “triste y áspero del deber”. Los trabajadores intelectuales tenemos demasiado ego. Tómalo como una autocrítica. ¿Pero qué haces tú, si podemos saberlo, además de cortar y pegar propaganda contrarrevolucionaria en internet?

      • “Pero sí hay cubanas y cubanos que doblan mucho el lomo, ” Si blah blah, y Cuba cayéndose a pedazos, recibiendo donaciones de Bolivia! Que bajo han caído, ya lo único que le falta a Cuba para ponerle la tapa al pomo recibir donaciones de Haití.

        Un país que lo único que funciona al 100 % es la maquinaria represiva, lo demás, bien gracias!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

        • Quien desprecia a su pueblo —y hasta habla de sus compatriotas en tercera persona— si puede ser llamado “bajo”.

  19. Quedó sin construir el metro de La Habana. Quedó el exilio para siempre en el exilio. Quedó el Partido Comunista como colofón. Quedó Cuba como una caricatura criminal, entre la Crisis de los Misiles soviéticos y la “guerra nuclear” pronosticada ahora por el mismo líder de entonces, casi medio siglo después.

    Dios inventó la novela del mundo en sólo siete días. Hoy faltan apenas tres para la Final del Mundial de Fútbol: evento convertido, en las más recientes Reflexiones de Fidel Castro, en una Final del Mundo.

    Es la misma persona enfrentada a dos visiones apocalípticas del planeta: el mesías vengador que en 1962 por poco aprieta el botón de borrar al Imperialismo de la faz de La Tierra, y el profeta pausado que en el 2010 aún le sirve de médium a ese “colosal enredo” que “en brevísimo tiempo estallará”. Dios se le adelantó con la gloria del Génesis, es cierto, pero el comando de destrucción absoluta no la ha dictado Él sino él.

    No sé si Fidel Castro escribe sus profecías políticas por intuición, o por instrucciones de los Órganos de Inteligencia locales o de alguna súper-potencia extranjera. Lo cierto es que hoy, al menos los cubanos de la ciudad capital, no le prestan la menor atención a la alarma del ex-Premier. De suerte que, en tanto lector límite de la prensa, he intentado difundir yo a diario sus Reflexiones.

    No tuve éxito con semejante tarea de Tántalo, pues en este verano de 2010 nuestros compatriotas no parecen “estar para esa muela”. No habrá trincheras con antiaéreas en el Hotel Nacional. Ningún nuevo Ché Guevara se refugiará en las cuevas de Pinar del Río para capitanear una guerrilla subatómica. Ignoro si las prisiones siguen minadas para dinamitarlas en caso de. No hay periodiqueros que pregonen esa “guerra nuclear” que no alcanza ni para una primera plana oficial: los titulares del Granma no agigantan el impacto de su puntaje como en aquel otoño de 1962 en Revolución. Así en julio como en octubre, definitivamente deshabitamos una epoquita sin épica.

    Quedó sin terremoto terrorífico el Oriente de la Isla. Quedó el Capitolio con su arquitectura hueca, clueca. Quedó el Partido Comunista como catacumba. Quedó Cuba sin salir del suculento subdesarrollo del que ninguna utopía tupida en definitiva la sacó.

    Las Mesas Redondas de la TVC hacen entonces su mejor esfuerzo para forzar el clima de guerra. Pero los diplomáticos entrevistados tartamudean y los analistas del patio no pronuncian el plazo ridículo que Fidel Castro les deja para sobrevivir. Si Cuba aún le creyera como pueblo, deberíamos estar ahora mismo en las calles, buscando histéricamente a nuestros seres queridos para un último adiós anegado en llanto (o para suicidarnos en familia). O comprando agua y alimentos en conserva al por mayor, a ver si sobremorimos al envenenamiento radiactivo del planeta, entre otras parafernalias catastrofistas Made In Hollywood.

    Sin embargo, la paz lectiva de este país ha sido el peor plebiscito posible que, sin querer, ha convocado Fidel Castro con sus Reflexiones en son de Armagedón. Su poder de convocatoria tiende anarquistamente a cero. Ni siquiera el paroxismo de una “guerra nuclear”, programada para el próximo fin de semana, hace patria entre los cubanos. Nuestra apatía es antológica y constitucional. Y no será el hongo horrible el que borre con un bostezo la historia de esta nación. La histerectomía había ocurrido mucho antes en el alma adulterada, la memoria muerta, y la histología infartada de nuestro corazón.

    Lo siento, Cuba, cariño. Nos quedamos con ganas de manifestarnos legalmente en público portando pancartas incluso panfletarias. Nunca supimos cuál de los actores contestatarios de hoy se hubiera postulado con éxito en las primeras elecciones presidenciales el día después de. Tampoco hubo funerales ni momias sacrosantas como hitos y tótems del Socialismo Siglo XXI insular o continental. Si Fidel Castro no miente, el castigo termonuclear hará de La Habana una Babel en fuga hacia ninguna parte. Si solamente delira, nuestra condición no es necesariamente mejor.

    Lo siento, Cuba, carroña. Quedaremos tal como lo quisieron todos los mártires de nuestro panteoncito patrio: en territorio comanche ya que no comunista, levantando los huesos en una finca fatua abonada de cadáveres, como en ese best-seller de Patricia Cornwell basado en los experimentos híper-reales de William Bass (dejar pudrir cuerpos a la intemperie, bajo observación de la comunidad científica internacional).

    Adiós, Cuba, por si acaso. A finales de octubre de 1962, incontables poetas cubanos, desde Virgilio Piñera hasta Cintio Vitier, apuraron sus testamentos en versitos de emergencia, mientras otros artistas más pragmáticos, según la autobiografía del pintor Raúl Martínez, salieron a flirtear con el exceso de sexo de los reclutas traídos en rebaño del campo. Hasta el Papa Juan XXIII pasó una madrugada rezando a solas con Dios por nuestra culpa. ¡Y funcionó!

    A principios de julio del 2010, demasiadas décadas decadentes después, ojalá no fuera este mi último aldabonazo. Cubanos, os he amado: pudiera concluir como un Julius Fucik mal traducido al pie del holocausto. Pero, a estas alturas de la historieta, recién descubrimos en una despedida post-presidencial que el sempiterno slogan bien podría haber mutado: Hasta la victoria nunca.

    ORLANDO LUIS PARDO LAZO, LA HABANA

    • Cargante e inconexo. ¿Qué código nos obliga a leer esto? como dijera la doctora Rosa Matriz.

      • Paquito, te recuerdo que te quedan 2 dias de vida. Ve y abraza a tu mama, dale un beso de despedida y espera llorando el final apocaliptico anunciado y asumido por tu profeta el cagandante, bolsa de colostomia.
        Sin embargo no habla una sola palabra de como el pueblo cubano se protegerá de esa Apocalipsis. No le interesa, le importa un bledo. Lo unico que desea es borrar al imperio de la faz d ela tierra. El parece que tiene claro que no le queda mucho y atiza la candela para que el otro loco Iraní haga el trabajo por el. No quiere irse de este mundo sin ver en cenizas al odiado imperialismo.
        Ojala disparen, pero directo al Punto Cero y lo vuelen en mil pedazos para ver si no jode mas y deja a los cubanos tranquilos que los tiene temblando desde hace 50 años. Un lider que ha dirigido a su pueblo por 50 años con mentiras, miedos y engaños. Creo que Dios no lo va a perdonar…

        Perdonalo tu Paco perico

        • El Ibérico: que tú estés temblando, no quiere decir que los demás también. Tus razones tendrás para tenerles tanto terror a las ideas de Fidel.

      • Paco te aclaro que jamas he usado el miedo y la coaxión para ganar protagonismo. El unico premio que ha tenido tu idolo es “el olvido”. Pasará a la historia con mas penas que glorias, como un hombre antidemocratico y dictatorial.
        Yo no tengo miedo, yo estoy afuera y veo las noticias desde todos los angulos y perspectivas, pero ustedes los cubanos de Cuba solo escuchan la version oficial y me han llamado varios amigos realmente preocupados. Los he tenido que tranquilizar diciendoles que no se preocupen que hoy es el juego por el 3er y 4to puesto y mañana es la gan final. Final que no podrá empañar Fidel, aunque ese sea su mayor deseo. Su demencia senil es tal que no ve mas alla de sus narices. Quiere ser protagonista pero en el juego de la vida hay muchos arbritros y jueces y hace rato que el está “en fuera de juego” (off side)
        De todas formas bienvenido Paco a la nueva era de previsiones dell Nostradamus de estos tiempos, por lo menos nos hace reir un poco con sus tonterias.

        Saludos cordiales y civicos

        El Iberico

        • El Ibérico es la hormiga que quiere convencernos de la pequeñez del elefante, con perdón de las hormigas.

      • Paquito, las ideas de Fidel de tan grande que son yo las llamo “las ideotas” .Sabe tanto de ganaderia que no tenemos ni leche ni carne, sabe tanto de zafra azucarera que no tenemos azucar, sabe tanto de medio ambiente que se ha secado la cuenca del Cauto, se ha danado la flora y fauna de los cayos por sus grandes ideotas de pedraplenes, fabricas gigantezcas de suenos de pais industrializado, que ahora se pudren por obsoletas, bueno y la Revolucion Energetica, que me dices de eso Paquito, cambio tradicionales cociinas de kerosene por cocinas electricas inservibles en apagones, regrigeradores plasticos chinos que sudan en el tropico y los cubanos deben pagar como si fuera de oro, sin haberles siquiera evaluado los que entregaron. Me vas a decir y bueno lo que hizo al principio: alfabetizacion, educacion , salud para todos.Si, te concedo los 5 primeros anos de euforia revolucionaria, despues el poder y su ego lo eneferno y arrastro a todo un pueblo en su odio personal contra Estados Unidos ( que no es santo de mi devocion te advierto, pero no debe cargar con la ineficiencia de tu Gran Ideota)

      • Paquito, donde dije que le tengo odio, fijate si no se lo tengo que no deseo que muera. El que tanto presumio de ser un lindo guerrillero y jugo la carta de su imagen, que mas castigo para el que verse sumido a esta estampa de un vejete senil y feo , con ojos de orate. Pero bueno, parece que hasta ustedes, los de la prensa, tambien quieren seguir acentuando esto ( no sera esto un ardid de “alguien” para validar esta imagen tan fea????)

        • María Silvia: Te falta generosidad en tus juicios sobre Fidel, como a muchos que parecen obsesionados con su figura.

  20. Mi primer encuentro con los guardafronteras
    Las opciones recreativas para los jóvenes en La Habana, cada día son más pocas y caras. El cine y el teatro son las que aun no han elevado sus precios, pero es complejo acceder a lugares donde la recreación sea escuchar música como jazz, trova, discoteca e incluso música popular bailable.
    La inmensa mayoría de estos lugares cobran la entrada y el consumo en CUC, una moneda que es difícil de conseguir por los trabajadores de la isla, por tanto quimérica para los jóvenes que no se dedican a negocios ilegales o no tienen familiares en el extranjero.
    Entonces, la elección de irte a conversar con tus amigos a la costa en la noche, es una solución.
    Definitivamente el mar es hermoso, aunque esté oscuro puede olerse y escucharse, además en la costa no cobran la entrada y un poco de pan y agua para consumir solo cuestan unos pocos pesos.
    Me fui entonces con mis amigos al mar, decidimos olvidar que también esta forma de divertirnos nos podía ocasionar algunos problemas.
    De las costas y playas cubanas en la noche te puede expulsar la policía o los militares, un grupo de jóvenes sentados se pueden convertir con facilidad en sospechosos de querer emigrar ilegalmente del país.
    Quizás no nos iban a servir los argumentos de que el mar cubano es lindo a la hora que sea y que no alcanza el dinero para ir a otra parte.
    Decidimos de todas formas correr el riesgo de ser sacados del lugar y de que no entendieran nuestras explicaciones.
    Al llegar, los que sabían nadar se tiraron al agua y algunos desafortunados como yo, que aman el mar, pero también le temen decidimos conversar bebiendo un líquido con un sabor bien distante del que tiene el famoso ron Habana Club.
    Hay temas que se han vuelto comunes, son esos que tocan las necesidades económicas que tenemos los cubanos, el temor por un retorno al período especial, las batallas de casi todos con una burocracia presente en todos los lugares posibles y las ansias, o no, de salir de nuestro hermoso país.
    En medio del acalorado debate, un jeep centra en nosotros sus luces, nos habíamos olvidados de los guardafronteras pero allí estaban, nos pidieron a todos nuestros documentos de identificación, y revisaron una por una nuestras mochilas.
    Todo lo anterior transcurrió sin violencia pero con mucha seriedad, a ninguno nos gustó ser sospechosos de querer llegar a la Florida, demostramos que éramos todos estudiantes y que con un poco de pan en el equipaje nadie en los momentos actuales toma una lancha.
    Fue entonces que los guardafronteras, más tranquilos, nos pidieron disculpas por las molestias, hicieron chistes con nuestros apellidos, que en la mayoría de los casos eran raros y nos dieron combustible para prender la fogata que se había apagado durante la investigación.
    Concluyendo, se comportaron amablemente, casi de una forma perfecta; pero los guardafronteras hicieron la pregunta de despedida, – ¿nos ayudarían a hacerle frente a los emigrantes?
    Un silencio lo invadió todo, los guardianes del orden esperaban una respuesta rápida, pero lo que encontraron fueron caras en la mayoría de los casos con sonrisas irónicas, algunas de tristeza, vino a salvarnos un comentario salido del grupo: -lo que sucede es que no somos personas violentas.
    Así acabo todo, ellos se fueron casi complacidos, nosotros continuamos disfrutando del mar, pensando que los guardafronteras no eran demasiado intimidantes, y burlándonos, por qué no, con aquella escalofriante pregunta,
    Como jóvenes cubanos, que vivimos en pleno año 2010 la respuesta no hubiera sido sencilla, definitivamente no sería: -los enfrentaremos y los acusaremos de gusanos y contrarrevolucionarios, muchos jóvenes hemos dejado de ver a muestro país en blanco y negro.

    Daisy Valera: Mi nombre es Daisy, soy de Sancti Spíritus(una provincia del centro de la isla) tengo veintiún años y en estos momentos me encuentro en La Habana donde soy estudiante del Química Nuclear en la que curso actualmente el quinto año, además de interesarme la ciencia, me gusta mucho el arte; especialmente la literatura y el cine. Mi tiempo libre lo utilizo para compartir con mis amigos, leer y hacer artesanías con metal y piedras.

    • Los guardafronteras también son muy jóvenes, es extraño el modo en que hicieron la supuesta pregunta. No me suena auténtica la frase, tal vez era la idea y al ponerla por escrito el joven que escribe la acomodó un poco. La historia me gusta, sin embargo. Es bueno que las nuevas generaciiones no vean las cosas en blanco y negro.

  21. “Marca de Huevos”

    Ernesto Pérez Chang
    INTERVENIDO DE HAVANA TIMES
    (http://www.havanatimes.org/sp/?p=6640)

    En 1980 el marxista Louis Althusser asesinaba a su esposa en medio de
    un ataque de esquizofrenia; también murieron –aunque no a manos de
    Althusser– Sartre, Roland Barthes y Bon Scott, el vocalista de AC/DC;
    pero ese año lo recordamos en Cuba porque las posturas de gallina aún
    no se vendían de forma racionada o clandestina sino a un peso la
    docena, y uno podía llevar cuantas quisiera.

    Las gallinas no se habían extinguido ni eran tan nerviosas como las
    actuales que sólo ponen bajo más condiciones que las que pueden
    generar, juntos, el papeleo legal de dos trasnacionales del acero que
    se fusionan y un acuerdo de paz entre palestinos e israelíes.

    Aquellas gallinas, tal vez de casta rusa, producían a toda hora y
    durante todo el año, a mayor velocidad que la empleada por nosotros
    para comer los huevos. De modo que llegó el momento en que sobraron y
    a algún funcionario se le ocurrió una iniciativa política: lanzarlos
    contra el “enemigo.”

    Algo raro sucedió ese año que todo fue en exceso, y si a los marxistas
    les dio por asesinar a sus esposas, a unos cuantos cubanos, quizás
    viendo las barbas del prójimo arder, les dio por escapar de la Isla
    quedando el país dividido entre los que se iban porque, entre otras
    cosas, no soportaban ni los huevos ni las huevadas; y los que se
    quedaban para cumplir con la orden de lanzar las posturas en los
    “actos de repudio” y “marchas del pueblo combatiente.”

    Se gritaron consignas contra Jimmy, que lo mismo pactaba con Torrijos
    que boicoteaba las olimpiadas de Moscú; y se lanzaron huevos contra
    los huidizos que tal vez a un sabio economista le dio por llamar
    “gusanos” porque presentía que en una primavera no muy lejana, cuando
    escasearan los huevos y los rublos, habrían de retornar transformados
    en despampanantes crisálidas con alas de un verde al estilo “reserva
    federal.”

    Apenas tenía nueve años de edad pero recuerdo que por las tardes el
    presidente del Comité de Defensa de la Revolución nos mandaba a pasar
    por las casas para dejar papelitos con los nombres y las direcciones
    de la “escoria.” La escoria, en mi barrio, nunca era un “militar.”

    La escoria no era precisamente una persona vil o despreciable, ni
    siquiera un desecho de fundición. La escoria eran aquellos vecinos
    “civiles” que deseaban emigrar a los Estados Unidos; y la orden del
    Partido era repudiarlos con carteles y huevos en “mítines relámpagos”
    que eran una especie de breves e improvisados carnavales pedagógicos
    que buscaban enseñar, primero, que de “traicionar a la Patria”
    sufrirían las consecuencias; segundo, a la opinión pública
    internacional, que el éxodo del Mariel era el complot de una camarilla
    minúscula de indeseables.

    Pero la casa del “gusano-escoria” siempre era la misma de cualquier
    amigo nuestro; no obstante, después de las siete o las ocho de la
    noche, obedecíamos a nuestros padres –que obedecían a su vez al
    Partido–, y les acompañábamos a gritar consignas y a lanzar huevos
    olvidándonos de que hasta esa misma tarde aquel pequeñín, que luego
    escuchábamos llorar aterrorizado por la turba, había jugado con
    nosotros en el parque.

    Algunos –sobre todo los que jamás aceptaron que el barrio fuera
    invadido por los “civiles”– se enardecían hasta golpear con palos las
    puertas y ventanas de las casas, mientras gritaban obscenidades y
    frases violentas. En una ocasión derribaron una puerta y sacaron a una
    familia a golpes. Escucho aún el llanto de los niños, las súplicas de
    los padres que se doblaban sobre sus hijos para protegerlos del
    torrente entusiasmado en arrancarles las ropas y en escupirlos.
    Recuerdo el rostro de cada uno de los que estábamos allí, y puedo
    asegurar que no había compasión en ninguno.

    Hoy es raro escuchar a alguien hablar sobre aquellos días. De los
    enardecidos quedan unos pocos que volverían a hacer lo mismo. A pesar
    de los años transcurridos, no han visto pasar los tiempos; otros, la
    mayoría, no sé; de esos, algunos ya no viven en el barrio. Años más
    tarde, en los noventa, construyeron balsas y botes y, sin que nadie
    les lanzara huevos ni les llamara gusanos o escoria, emigraron a los
    Estados Unidos.

    De las familias repudiadas, aún quedan algunas. De paciencia y
    silencio ha sido su lección. Caminan y saludan a sus agresores como si
    no hubiera ocurrido nada. A veces creo que no han comprendido bien lo
    que sucedió aquel año, tampoco puedo creer que todos hayan olvidado;
    ¿es resignación, simple resignación?

    Quien visite hoy La Habana, podrá comprobar que las marcas de los
    huevos estallados permanecen aún en algunos edificios. A pesar de las
    lluvias caídas desde 1980, y aunque los intenten cubrir con pinturas y
    consignas, los huevazos se resisten a desaparecer, aunque no sé si
    para recordarnos la locura de aquel año en la Isla o para hablarnos de
    resignación o de fe.

    • El autor era un niño muy “precoz”, porque yo cumplí 10 años en 1980 y no participé en ninguna de esas torpezas que cuenta ¡y vivía en un barrio caliente de Centro Habana! Él debe tener seguro problemas con los huevos.

  22. A Colostomía si no lo aguantan se despetronka, cayéndose a pedazos.

    http://twitpic.com/2422je

    • La mayoría de los cubanos están de plácemes de saber que los muertos que vois matais, andan visitando nuestros centros científicos. Dice una frase cursi, pero sabia, que lo importante no es cuántas veces alguien cae, sino las que se levanta.

  23. Me imagino que no aceptes el premio, porque tu mismo dices que esto aqui no es periodismo.

    • Ricardo Alfonsín: ¿Qué harías tú? Porque siento que también es un reconocimiento a ustedes, los seguidores de este blog por más de siete meses. Todos han sido premiados conmigo, los que me aprecian, y quienes discrepan y hasta me increpan y casi destripan 🙂

  24. hola paquito,magnifico hallazgo:”la muchacha de la cara lànguida”comparable a “bola de odio” que escucho en la voz de uno de los comentarista del programa alternativo radial de miami “la tarde se mueve” que dirige edmundo garcia,pero este se refiere a la ultraderechista peridista cubana,ninoska pérez.
    algunos de los comentarista hacia mencion de varela,y dices no conocerlo,pues me parece que se refiere al periodista y caricaturista cubano que colabora para la revista digital “progreso semanal”y que es editada por alvaro fernandez y que todo los jueves expone nuevos topicos,muchos de ellos con referencia a la actualidad cubana,pero desde una optica balanceada y de respeto.evidentememte aquellos que tratan con acritud a los que defienden el proceso revolucionario y que ven con buenos ojos el archiconocido metodo de implosionar la soberania de cuba seguiran bombardeandote como hacen con el referido periodista.
    volviendo a “la muchacha de la cara lànguida”(es tan buena la imagen,que me recuerda la ironia de virgilio pinera y la manera tan sabia que tenian los sherokee para bautizar a sus guerreros,aunque ella de guerrera no tiene un pelo)ahora se suma a la canonizacion politica que varios medios quieren darle a farinas.argumentando un protagonismo irreal del huelguista en los ultimos acontecimiemtos referentes a la excarcelacion de una gran mayoria de presos de “conciencia”,pero este ardid mediatico solo intenta restarle valor a los esfuerzos de la jerarquia de la iglesia catolica cubana,en especial la del cardenal jaime ortega alamino,excomulgado por la derecha,y la posicion tan positiva del gobierno cubano al dialogo.pero asumir una postura justa ante el hecho no tiene espacio en la agenda estrecha de yoanis,aplaudir los caminos que se abren para un debate amplio entre cubanos en busca de soluciones es demasiado peligroso para la bloguera,ella conoce su trabajo y la manera de contentar a sus patrocinadores,ella conocio la dura realidad capitalista y prefiere apostar por una disidencia calumniosa y chancletera que a ratos le proporcione un premio convoyado con unos miles en euro.

    • Gerardo: gracias por la información que me das, y también por el análisis que haces, me parece muy coherente.

  25. oye paquito no me he podido comunicar con alibeth pero te anticipo sus saludos

    • paquito,vengo de darle tu mensaje a ali sobre el encuentro de los leninistas,ella està bastante cargada porque està solita con dario pues su mama anda por venezuela,pero la sonsaqué diciendole que necesitaban una maestra de ceremonias con sandunga incluida.te cuento que mi primer viaje a cuba despues de veinte meses sin verla estuvimos bailando un popurrit de los van van como media hora me dejo sin aire la muy condena,segun me dijo a la que a cada rato ve es a yimel,porque esta trabajando en una tienda en la vibora.
      paquito,carlos alberto montaner en una entrevista hace referencia a una supuesta ayuda financiera que marti acepto de manos de porfirio diaz para la preparacion de la guerra necesaria,pero como el es un gran mentiroso no me lo creo,pero tampoco puedo rebatirlo,quisiera que me aclararas la duda.
      otra pregunta:si sabes donde se puede localizar “el hombre que amaba a los perros”te lo voy a agradecer,pues ali no lo ha logrado.
      bonne journée

      • Gerardo: gracias por tus buenos oficios con Alibeth, la queremos mucho. Sobre el detalle histórico de la vida de Martí que me preguntas, no lo domino, pero trataré de averiguar en breve. Y de la novela de Padura, no sé decirte si ya fue editada en Cuba, pero también puedo preguntar. Abrazos.

  26. pues si.. a mi me paso lo mismo. no se si con peor o mejor suerte… pero es escandaloso el trato a los cubanos donde quiera q van.
    yo vivo en españa.. con mi pasaporte cubano, q es lo mismo positivo que negativo tener, con mis papeles en regla. iba a viajar a cuba, ingreso mi correspondiente prorroga de 400e anuales y le ponen el cuñito al pasaporte. cuando entro a chequear, lo mismo, su pasaporte no esta en regla. se le “habia olvidado” a los funcionarios de la embajada decirme de ello. no tengo por que saberlo, pues el pasaporte vence a los 6 años. pero justo ahi me entero que cada dos hay q prorrogarlo, o lo q es lo mismo, pagar 90 euros por otro sello mas. aquello parece una coleccion filatelica de tantos sellos. rapido fui a la embajada y estaba cerrada, trate de llamar, con la ayuda quizas hasta del mismo custodio, pero nada.. se me iba la hora del vuelo de mi avion.
    vino alguien y me dijo: la solcion es 90e.. asi mismo.. parece q hubo un error en tu consulado. tan sencillo como eso como si fuera tan facil. regrese al aeropuerto, perdi mi avion, mi pasaje, y pa colmo pague sobretodo lo q deberia haber culpado a los funcionarios cubanos q estando fuera de mi pais, deberian ayudarme en vez de hundirme mas.
    no hay nada que pueda compararse con ir a tu pais.. pero es q nos lo niegan tanto.. q a veces ya caigo en la incognita si merece la pena. quien se enriquece con esos pagos?? aquellos funcionarios ineptos que nos maltratan?? el gobierno?? el sistema?? las oficinas de inmigracion?? quien??
    quien tiene la respuesta?? o la solucion para todo ese maltrato a nuestros derechos??
    basta con ver comentarios, noticias de miles de ciudadanos emigrantes de otros paises y jamas existen leyes ocmo las de cuba. la emigracion ha existido siempre.. hay leyes de ayudas en todos los paises del mundo para eso.. pero cuba e sla gran execpcion de la regla.
    quizas el no ser funcionario.. o representante.. o tener pasaporte oficial me hizo pasar por todo lo q pase. he ahi la diferencia que nos enseñaron en la lenin que no existia.. y q parece alguien nos la hizo entender mal eh??.
    ahora dime tu.. paquito.. si tuviste mejor o peor suerte q la mia??

    • Tu historia también es frustrante. Pero no lo dudes, siempre valdrá la pena regresar a tu país, aun cuando sea de visita y con todos esos rollos que debieran terminar.

  27. Que asco dan todos estos funcionarios del gobierno cubano que en sus blogs solo cuentan sobre los viajes que a ellos sí que les dejan hacer sin molestarse ni por hacer un trámite de los miles que tiene que hacer un cubano al salir de Cuba aunque sea a ver a su madre que se esté muriendo.

    • Schoolout: Debes ser nuevo en este blog, porque de lo contrario sabrías que ya no soy funcionario y que muchas veces ese tipo de inquietud que tienes, muy justificada, sobre las dificultades para viajar, la he abordado en respuestas a otros lectores asiduos. De todos modos, gracias por comentar, y ojalá un día cambies de opinión respecto a mí.

  28. como siempre paquito yendose por la tangente, sin llegar al meollo de la cuestion.
    paquito el unico responsable de tu retencion en el aeropuerto fue el gobierno cubano,
    no la empleada de air-europa.

    el gobierno cubano es el que ha establecido que no basta que el pasaporte sea valido por seis años como dice en una de las paginas del propio pasaporte si no que hay que renovar el documento por dos años por dos veces, como dice en la ultima pagina del mismo, si no recuerdo mal.

    en el caso de los que residimos en españa el pasaporte junto con las dos renovaciones cuesta en total 363 EUROS. obtenerlo la primera vez cuesta 183 EUROS y cada renovación 90 EUROS, por tanto en total 363 EUROS = 183 EUROS + 2 * 90 EUROS. en definitiva, un atraco a mano armada.

    la empleada de air europa hizo lo unico que podia hacer y tu, como siempre, te vas por la tangente.

    • vendoenanitosverdes: El pasaporte oficial no tiene el mismo tratamiento, tengo entendido. Eso es lo que no sabía —y me imagino debiera haberlo conocido— la muy urraca aquella de Air Europa.

  29. Te comprendo, vivi una experiencia similar al regreso de Argentina porque saqué el pasaje de regreso con una agencia intermediaria que no confirmó el pasaje con Cubana y no me dejaban rgresar, armé tanto “bateo”que el jefe de la agencia en el areopuerto al final me acompañó hasta la escalerilla del avión, era la v’sipera del cumpelaños 14 de mi hijo, TENIA QUE LLEGAR.
    Saludos
    Chao

    • Marta: todos los aeropuertos y las aduanas son estresantes, pero de un tipo de estrés que todos queremos y debiéramos conocer alguna vez.

  30. paquito, todos los aeropuertos y las aduanas no son estresantes para todo el mundo. son estresantes para LOS CUBANOS, cuando salen y regresan a la isla.

    en que sentido el pasaporte oficial es diferente? en que no tenias que renovarlo como el pasaporte normal?

    y vuelvo a señalar la responsabilidad del gobierno cubano en toda la parafernalia y humillacion que debemos soportar los cubanos con los documentos, el permiso de libertad, las maletas en los aeropuertos, etc, etc, etc.

    • vendoenanitosverdes: Tengo amigos que viajan usualmente y no son cubanos, y también hablan de las molestias de viajar, eso no es nuevo, no sé por qué pretendes que solo para los cubanos haya problemas, pregúntale a los colombianos, por ejemplo, que tienen bastante que decir por las sospechas de narcotráfico que siempre imperan sobre sus nacionales en países desarrollados. Sí, el pasaporte oficial no caduca, creo, con la misma rapidez. Pero lo veo tan poco, que no estoy muy seguro de cuánto tiempo rige 😉


Comments RSS TrackBack Identifier URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s